basura, consumo y provincia

basura

llevo más de una semana en manresa (o manrusia, como le llama albert, es que hace frío) con los compañeros de basurama haciendo algo que al final se ha vuelto una operación compleja y hermosa. algo pasa en este tipo de proyectos que se escapa de las manos. seguramente la relación radical con la basura hace lo suyo, o la basura es el punto de contacto entre distintos mundos. la noción de tienda gratis también es extraña, una autonegación que conduce a pensar en el consumo, la necesidad y el deseo como si fueran elementos trenzados en distintos puntos. la tienda se ha llenado de inmigrantes que buscan ávidxs cualquier cosa. nos la pasamos en una iglesia abandonada, con frío, limpiando el polvo. yo creo que necesitaré un poco más de tiempo para procesar todas las imágenes que tengo en la cabeza. la claridad dice: reciclaje es consumismo.
seguimos sin internet…